Un museo íntimo dedicado a Borges

kodama

“Suena el timbre en Anchorena 1660, sede de la Fundación Jorge Luis Borges. No se asoma un ordenanza ni un guardia de seguridad ni una secretaria. Aunque la visita no fue anunciada, la que aparece en la puerta es la viuda del escritor, María Kodama. “No, no se puede entrar. Todavía estamos armando todo para el sábado y las piezas no están en la vitrina”, explica.”

aqui

Go to TOP